Naranjas Martirinas: Esencia Mediterránea en la Ribera Baixa

Naranjas Martirinas: Esencia Mediterránea en la Ribera Baixa

 

SALIR DE LA RUTINA EN PASCUA

Llega la Semana Santa y con ella la posibilidad de salir de la rutina que nos rodea cada día. Si te estás preguntando dónde ir estas Pascuas,  en Naranjas Martirinas te proponemos una visita a la comarca donde cultivamos nuestras naranjas,   la Ribera Baixa en la Comunidad Valenciana. Cercana a las posibilidades infinitas de la capital del Turia, la  Ribera Baixa es una comarca con un sinfín de posibilidades turísticas y experienciales a disfrutar en familia, en pareja o con amigos. Y,  por supuesto, una comarca donde la naranja y el arroz son palabras mayores.

ADENTRARSE EN EL CORAZÓN DEL MEDITERRÁNEO

Martirinas nace también del corazón mediterráneo; un saber ancestral que renueva sus canales de comunicación y venta a través de la nuevas tecnologías. Para nosotros, cada árbol merece el respeto de pertenecer a un paisaje milenario, a una cultura marcada por el mestizaje de lenguas, orígenes que confluyen en un amor incondicional a la tierra y sus raíces.

NUESTROS CAMPOS EN LA RIBERA BAIXA

La comarca de la Ribera Baixa ofrece al visitante escenarios de exhuberante belleza entre el mar y la montaña. Allí se produce un microclima que confiere a nuestras naranjas el punto de sabor, dulzura y acidez de calidad premium. Un terreno muy adecuado para el cultivo de las mejores naranjas y mandarinas. De ahí, la famosa frase acuñada por Escalante en unos de sus sainetes: “Ché, de Corbera i dolçes”, en referencia a su excelente paladar.

Adentrarse en esta comarca es como sumergirse en una rica paleta visual en la que se entremezclan mar y montaña, arrozales y naranjos y ríos y lagunas. La Ribera Baixa es un tupido vergel franqueado de cimas como La Creu del Cardenal, desde la que divisar Las Islas Pitiusas y todo el esplendor del Golfo de Valencia. Desde aquí, como un gran espejo de agua,  aparece también la Albufera, a la que los árabes aludían en sus poemas como Espejo del sol, por sus impresionantes atardeceres rojizos.

LA FLOR DE AZAHAR, UNA EXPERIENCIA QUE NO TE PUEDEN CONTAR

La Primavera, con los naranjos en flor es la estación perfecta para conocer la comarca. Estar en un campo de naranjos en plena floración de azahar es una experiencia sensorial que tiene que ser vivida, al menos una vez en tu vida y ahora es el momento de vivirla.

Si estás planeando una escapada inolvidable, no puedes perderte este fenónemo único y mágico. Rodéate de belleza, de sol y de montaña, de naranjos y de flor de azahar y ellos se encargarán del resto. Es tiempo de conectar con la naturaleza y recargar pilas e ilusiones.  Planea ahora tu escapada visitando RiberaTurisme  y descubre todas las posibilidades que te regala esta comarca entera en floración.

Un adelanto en nuestro vídeo.  SHARE, LIKE, COMMENT  ; )

 

 

 

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.